Manzanilla de Sevilla

También llamada manzanilla fina sevillana, se cultiva principalmente en Andalucía (España),
en las provincias de Sevilla y Huelva. También en Extremadura, Portugal, Estados Unidos, Argentina, Australia e Israel.
Es la variedad de olivo más difundida en el mundo.

Características

El árbol es de vigor reducido y muy adaptable al cultivo en plantaciones de carácter intensivo.
Su época de maduración es precoz y presenta elevada resistencia al desprendimiento.
La productividad es alta y de carácter alternante, la recolección se realiza generalmente a mano para evitar los daños que sufre la aceituna con la recogida mecánica, aunque se están desarrollando nuevas técnicas con buenos resultados.

Morfología

Hoja: Cortas, algo ensanchadas, gruesas. Su haz es verde algo oscuro y envés poco plateado. 
Fruto: Forma elíptica y tamaño mediano, con un peso que oscila entre 2.1 y 4.9 gramos. 

Producto

Aceite color verde acentuado con atributos marcados por el amargo frente al dulce, poco estable aunque muy apreciado.
Tiene contenido medio en acido oleico y superior en palmítico y linoleico. Estabilidad oxidativa media. Para aceituna de mesa es de calidad casi insuperable, en España preparada en verde y en otros países por oxidación.
Gran parte de la producción española se dedica a la exportación, envasandose el producto en diferentes presentaciones, incluyendo aceitunas deshuesadas, rellenas de pasta de anchoa o pimiento y con otros aderezos.